SERVICIOS SENSIBLES, SOLIDARIOS Y EFICIENTES, OBJETIVO DEL CONVENIO GENERAL DE COLABORACIÓN CODHEM-IMSS

Al coincidir en la necesidad de hacer del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) una institución más humana, el presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México (Codhem), Jorge Olvera García, y el delegado del IMSS zona Poniente, Jesús Adán Gordo Ramírez, signaron el primer Convenio General de Colaboración de los 32 que el instituto de seguridad social firmará en el país con las defensorías estatales de derechos humanos.

El convenio será la base para capacitar, formar, profesionalizar y sensibilizar al personal de salud en materia de derechos humanos, considerando que en la entidad, este sector ocupa la quinta posición en número de quejas presentadas ante la Codhem, sólo después de los gobiernos municipales, la Fiscalía General de Justicia, el sector educativo y la Dirección General de Prevención y Reinserción Social, afirmó el ombudsperson mexiquense.

Ante el director de Vinculación Institucional y Evaluación de Delegaciones de IMSS, Adalberto Méndez López; Luis Enrique Centeno López, líder sindical de trabajadores del instituto; autoridades médicas y de la Codhem, Olvera García señaló que se estrechan los lazos de colaboración para hacer sinergia con esta institución, porque “un Estado Humano considera el derecho a la salud como prioridad, ya que esta es la base un rendimiento escolar, de productividad laboral y de disfrute de otros derechos.”

Por su parte, el titular de la Delegación IMSS Poniente, Jesús Adán Gordo Ramírez, admitió que el panorama de salud es cada vez más complejo por el aumento en la demanda de servicios; por ello, la capacitación y profesionalización del personal modificará actitudes, mejorará la atención continua y ayudará a solventar inconsistencias, para favoreciendo el desarrollo tecnológico y humanístico, a fin de tener una práctica efectiva acorde a las necesidades de la población.

Por tanto, dijo, el convenio se traduce en una oportunidad de conciliación y prevención, antes que se  convierta en queja ante Derechos Humanos, es decir, poder resolver los asuntos en el propio IMSS.